Perros y ascensores

Aun recuerdo -con cariño- la primera vez que mi perro Kas se metió en el ascensor. Se quedó perplejo. Como diciendo: -Ya está?- Y sonrió.

Llegó a casa, -lo trajo su dueña, mi hija– un día, cansado, con su cadera chunga de subir y bajar escalones, un par de veces mínimo, al día. (mi hija vivía entonces, en un quinto sin ascensor, igual que nosotros)

También recuerdo -que risas me pegué yo solo- cuando unos días más tarde, saliendo del ascensor al parking, se vio, -al abrirse la puerta-, frente a una pared de ladrillos romos. No sabía si salir o no..

Lua, la perra pequeña que también nos acompaña siempre, también tuvo su ración de susto acompañada de su dueña un día. -Lua es más nerviosa que Kas, con diferencia-. Se metía, salía, volvía a entrar, volvía a salir.. y así un cachondeo.

Un día de esos, de continuo ajetreo perruno, entran ambas en el cubículo. Su dueña, tras pulsar el botón de forma mecánica, es requerida por una vecina. Se queda un mínimo instante en el umbral, se cierra la puerta y la perra se va con el ascensor. Nuestra hija percibe un tirón y, como en una película cómica de los años treinta, el fino cordón de la correa comienza a ascender por entre la junta de cierre de la puerta automática. Se escucha un CLIC. El mosquetón se rompe y la correa cae.

Su dueña, -mi hija, de mi mujer-, sale corriendo –y gritando– por la escalera, subiendo los escalones -y tropezando con ellos- de tres en tres.

La vecina, mientras, vuelve a pulsar el botón de llamada…

La madre -de mi hija, de su hija– avisada con anterioridad por el interfono y, alarmada por los gritos vecinales de puertas que al paso de su hija se abren y preguntan..? Sale corriendo escaleras abajo, dejándose la puerta de la vivienda abierta.

El ascensor, mientras, llega al quinto. Se abre.

Aquí pensamos, que el animalito, no sabemos si asustado, debió salir del ascensor hacia el rellano y se metió en casa.

Como mi esposa, alcanzó a su hija entre el tercero y el cuarto.. Se explican. Reaccionan y suben. El ascensor ya no está. Está bajando de nuevo. Vuelta a las carreras. En el cuarto, de nuevo, mi esposa se da cuenta que igual el ascensor vuelve a subir con la vecina -la del tercero en este caso-, baja un piso más, mientras su hija prosigue su fogoso descenso.

Se abre la puerta del ascensor. La perra no está. Mi mujer casi aborda a la vecina no permitiéndole la salida en su piso. Se prolonga un: <<lo siento>>, <<espere..>>, etc.. hasta que al final baja con el ascensor hasta el vestíbulo, donde se encuentra su hija -que tampoco ha dado con la perra- .

Comienza un periplo de búsqueda de la perra por todo el edificio. Planta a planta. Puerta a puerta.. que duró aproximadamente una hora.

La perra se quedó quieta en su cesto y se durmió. Ya podéis imaginar el resto…

Volviendo a mi reflexión:

Por una razón u otra, el caso es que conmigo, los perros no se suben al ascensor antes de que yo entre. Esto permite una suerte de incomodidades diarias.

Kas, tan tranquilo como siempre, apenas cruza la puerta automática, se sienta a esperar. Entorpeciendo con su cola al entrar o con el hocico al salir la célula fotoeléctrica que acciona las puertas.

Lua, tan nerviosa como siempre, pero con una memoria que me causa envidia, permanece quieta hasta que mis pasos cruzan las puertas. Aquí, -generalmente a diario- tropezamos con Kas que ya se ha sentado. Lo cual hace que deba empujarlo bien al grito de:

– Venga, coño!!

O bien tras empujarlo con mis pasos al entrar.

Cuando se mueve.. se activa la célula. E irremediablemente comienza el periplo de cierre de puertas automático.

Lua, -imagino que con su Sentido-, recordando la experiencia con su dueña, opta por saltar dentro del cubículo por encima de Kas. Las correas se lían en mis pies y las puertas me golpean en los hombros.

Un día si y otro también..

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s